Cosas que se me vienen a la cabeza

19 dic. 2009

(¿1er?) Balance


Fue un año donde:
algunos se fueron, otros aquí estamos;
de vez cuando la vida me besó en la boca;
no quise trabajar, no quise estudiar;
me di cuenta que la rubia tarada la pasa mejor que un gran profesor;
caí en que nada es para siempre, todo concluye al fin;
note que un día cualquiera, en algún lugar, tendré otra oportunidad;
tuve que volver a empezar, todo a pulmón;
abrí los ojos y estaba vivo;
tiré la remera, me puse una camisa, y tiré un cable a tierra;
fui de la cama al living;
hubo mucha rabia suelta, angustia, mucha desesperación;
un televisor inútil fue mi eléctrica compañía;
descubrí que la sangre es para siempre, nada puedo hacer;
i wasn't in love...
no me convenció ningún tipo de política;
necesité alguien que cuelgue mi mente de una soga hasta que se secara de problemas, y me llevara...
la suerte jugó con cartas sin marcar y no la pude cambiar;
la nariz no me hizo juego en la cara, pero me banqué ese defecto;
donde una canción me llevo lejos, donde nadie se acordaba de mí;
quise tocar el cielo...
le supliqué que me avise si me viene a buscar. No porque le tenga miedo, solo me quiero arreglar.


5 comentarios:

  1. A veces la vida no es como uno quisiera y nos hace malas jugadas ,pero es como decís ,abriste los ojos y viste que estabas vivo..Y hay que seguir ,siempre viene algo mejor ,lo esencial es no perder jamás la esperanzas ,mirar al futuro y saber que siempre hay un mañana ...Un beso y tratá de ser feliz...,te lo merecés ...

    ResponderEliminar
  2. ¡Excelente! Todo un poeta Ra...

    Un año más que se va. Mucha reflexión y muchos recuerdos.

    Esa es la vida, ni más ni menos. Ojalá que el próximo año llegue repleto de alegrías para vos. Te lo merecés, por buen tipo. Se refleja en lo que escribís, sin pelos en la lengua.

    Que tengas una muy linda Navidad y un mejor Año Nuevo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Por eso no me gusta esta época porque empezamos con los balances interiores y a veces nuestra mirada es demasiado crítica y agónica y eso de que estamos vivos y nos espera un gran futuro lleno de felicidad, amor, prosperidad, apesta!
    Odio las tarjetitas de navidad y los deseos ñoños. A veces uno no sabe donde correr o ya corrió tanto que está cansado y la vida es larga y hay cuestas escarpadas y no se ve el futuro y el horizonte está nublado y tanto caerse y levantarse, tropezar con la misma piedra y patalear para hacer manteca y salir del pozo, y subir y bajar y dinamitar puentes y poner cara de pocker y poner buena cara al mal tiempo, y...
    Pero qué bueno es estar vivo y libre, se hace camino al andar... no queda otra... por suerte hay gente como vos que aún me dan ganas para seguir luchando y creyendo que no está todo perdido y que vale la pena un mundo mejor pese a la mediocridad y a tanta estupidez humana. Beso enorme Ra y por otro año codo a codo peleando, construyendo y machacando que mientras haya un pensamiento no todo está perdido.

    ResponderEliminar
  4. Qué entretenida redacción, la disfruté muchísimo. Qué suerte que te encontré. La vida te da sorpresas, y muy lindas también ! Felicidades ! M.Gala.

    ResponderEliminar
  5. GRACIAS A TODOS POR COMENTAR ;D

    ResponderEliminar

Por gente como vos, que no se calla, el mundo está así...